Vapor de ozono, uso y beneficios

El vapor de ozono una terapia facial y estética

La Ozonoterapia es una terapia oxidativa que favorece la formación de sustancias pro-oxidantes (H2O2 y O2-) esto gracias a la aparatología del vapor de ozono. Es una técnica médica que utiliza el ozono como  agente terapéutico para diferentes enfermedades relacionadas con el estrés oxidativo, incluido el dolor crónico. Nuestro Equipo de Vapor Ozono, proyecta a la zona vapor de agua en forma de bruma, con una presión insignificante más ozono.  Este último es producido por una lámpara ultravioleta, la cual convierten en oxígeno el vapor de agua.

¿Cómo funciona el vaporizador de ozono?

Este aparato estético convierte agua en vapor de agua y en ozono. La máquina dispone de un depósito de agua y una resistencia eléctrica para calentarla. El vapor sale de manera controlada por un difusor, que debe ser ubicado sobre la zona a tratar. Cuando se activa la generación de ozono, en el interior del aparato una lámpara ultravioleta convierte el O2 (Oxígeno) en O3 (Ozono), que es expulsado a continuación por el difusor. El vapor, que sale lentamente y sin goteos, genera una sensación agradable y múltiples efectos positivos sobre la piel.

Certificate en Servicios Cosmetológicos Faciales en Toluca

Más información

Pasos para la terapia con vapor de ozono

Por lo general el vapor de ozono en la estética se aplica en el rosto, para ello deberás realizar los siguientes pasos e indicaciones: Realizar una limpieza al usuario (eliminar maquillaje y suciedad) Recuesta a tu paciente sobre la camilla boca arriba. Coloca tu producto en el aparato y deja que caliente, mientras le explicas a tu paciente lo que harás. Comienza a aplicar el vapor de ozono, dosificando correctamente con ayuda de los botones del aparato, debes d aplicarlo aproximadamente a 20 a 30 cm del rostro durante 10 minutos. Después de ello apaga el aplicador de ozono y posteriormente el aparato. Una vez que el vapor de ozono te ayudará a abrir los poros puedes realizar extracciones, hidratar o nutrir la piel o incluso colocar alguna mascarilla o ampolleta. Posteriormente coloca un tónico a tu paciente de acuerdo a su tipo de piel. Y para finalizar aplícale una pantalla solar.

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo:

Artículos recomendados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.