Todo lo que necesitas saber del drenaje linfático corporal

¿Qué es el drenaje linfático?

El drenaje linfático es un tratamiento corporal que consiste en la manipulación de algunas zonas del cuerpo a modo de masaje, cuya característica principal es la actuación y estimulación de los vasos linfáticos en el cuerpo con el objetivo de eliminar el líquido linfático e intersticial.

¿Cuáles son sus funciones?

A continuación mencionaremos algunas de las funciones principales del masaje linfático, sin embargo, es sumamente recomendable asistir con un profesional que lo sepa aplicar de manera correcta para así obtener los resultados esperados.

  • Tiene acción antiedematosa (combate edemas).
  • Sirve como analgésico sobre las fibras musculares lisas.
  • Atenúa la celulitis.
  • Trata edemas postquirúrgicos.
  • Desintoxica el cuerpo.
  • Elimina el líquido linfático.

¿Dónde se hace el drenaje linfático?

Actualmente este tratamiento de masoterapia se puede aplicar de dos maneras diferentes:

  1. Primeramente en el cuerpo a través de un masaje linfático corporal.
  2. O bien, un drenaje facial, para estimular los vasos linfáticos de nuestro rostro.

¿Cómo se hace un masaje de drenaje linfático?

A continuación indicaremos los pasos para realizar un masaje linfático de manera adecuada, cabe resaltar que este masaje debe hacerse de la manera correcta para lograr la eliminación de la linfa y así obtener los beneficios adecuados.

  1. Primeramente acondiciona  tu espacio.
  2. Antes de empezar explica a tu paciente en que consiste la técnica y los efectos que notará.
  3. Ahora pide a tu paciente que se recuesta sobre la camilla.
  4. Posteriormente comienza a masajear el rostro.
  5. Ahora baja los movimientos a la zona del cuello y el escote.
  6. A continuación masajea los brazos.
  7. En seguida continúa con el plexo solar.
  8. Después trabaja con la zona de las ingles.
  9. Y finaliza con las extremidades inferiores (piernas y pies).


¿Cuáles son los beneficios del drenaje linfático?

  • Reduce cicatrices.
  • Ayuda a relajar el cuerpo.
  • Desintoxica y depura el organismo.
  • Mejora la circulación linfática.
  • Aumenta el sistema de defensa del cuerpo.
  • Elimina líquidos estancados.
  • Nivela el sistema nervioso.
  • Reduce el estrés y la ansiedad.
  • Relaja el tono muscular.
  • Mejora la calidad del sueño.

¡Pregunta por nuestros DESCUENTOS!

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo: