La exfoliación el paso para una piel hermosa y saludable

¿Qué es la exfoliación?

La exfoliación es un proceso natural de regeneración celular de la piel, este proceso ocurre cuando la piel se deshace de células muertas y produce células nuevas haciendo de este modo que las células muertas permanezcan en la piel junto con diferentes tipos de impurezas.

Una vez realizado este proceso se deberán eliminar estas celular para no ocasionar descamación o posibles infecciones dérmicas, esto a través de una exfoliación artificial apoyada de productos naturales o cosméticos.

¿Cómo se hace la exfoliación artificial?

La exfoliación natural se realiza a partir de diferentes productos cosméticos o si así lo prefieres puedes hacerla con productos naturales, este tratamiento puede ser:

  • Corporal
  • Facial

Certifícate en gestión de Spa en CDMX

Tipos de exfoliación

Actualmente existen cinco tipos diferentes de exfoliación los cuales se caracterizan dependiendo del producto usado durante el proceso:

  • Exfoliantes mecánicos: Son aquellos productos realizados con sal marina y aceites esenciales por lo cual se recomiendan para la zona de codos, rodillas y pies.
  • Exfoliantes enzimáticos: Este tipo de producto viene en forma de mascarilla o crema y no contiene gránulos, es ideal para causar un efecto hidratante, por lo general la usan pieles secas y sensibles.
  • Exfoliantes químicos: Son más agresivos debido a sus ingredientes, este tipo de producto se recomienda usar en pieles más adultas pues sirven para reducir el efecto de la edad.
  • Gommage: este tipo de exfoliante contiene minerales que nutren a la piel, este producto debe aplicarse cuando la piel esta húmeda lo que ocasiona que las células muertas sean arrastradas y desechadas.
  • Naturales: estos puedes hacerlos en tu casa con diferentes ingredientes, puedes usar fura, yogurt, aceites, azúcar, café, avena, sábila, esto dependerá del efecto que busques obtener.

¿Cómo se hace una exfoliación?

 

  1. Lo primero que debes hacer para aplicar una exfoliación es limpiar la zona en la que vas a trabajar.
  2. Posteriormente comenzaras a aplicar el producto exfoliante de manera suave otorgando un pequeño masaje a tu piel con movimientos circulares.
  3. Retira el producto con agua tibia para eliminar las células muertas.
  4. Ahora es turno de hidratar y colocar protección solar.

¿Cuáles son sus beneficios?

 

  • Elimina células muertas.
  • Purifica la piel.
  • Limpia la piel.
  • Da tonificación
  • Renueva la piel.
  • Da suavidad.
  • Aumenta la circulación.
  • Abre poros.
  • Estimula la permeabilidad.

PONTE EN CONTACTO CON NOSOTROS